Feeds:
Entrades
Comentaris

BODEGAS VICENTE GANDÍA – UNA NUEVA CULTURA VINICOLA

El origen

Hace 135 años  (1885)  cuando nació la vinería Vicente Gandía en la comarca de la Vall d’Albaida,   la revolución industrial estaba extendiéndose por el continente europeo desde hacía décadas  y de la cual el ferrocarril y la modernización  de los puertos eran poderosas expresiones. En 1885  España tenía 9.000 kms. de líneas tendidas incluidas las de vía estrecha, de las cuales 980 km. estaban en la Comunitat Valènciana.   La transformación de la sociedad tradicional a la moderna capitalista  estaba en marcha. Pero la viticultura   y la elaboración de su producto, el vino, eran todavía el primer sector socioeconómico. En el último tercio del siglo XIX el sector vinícola del País Valenciano estaba en franca expansión, debido  a la demanda exterior, estas estructuras ponían    en valor los vinos de las comarcas del interior que gracias al ferrocarril y  los puertos  podían ser exportados. En  lo que el catedrático de geografía de la Universitat de València Juan Piqueras  “la edad de oro del vino valenciano”. Una primera demanda que actuó  como un efecto llamada sobre  la producción vinícola de la región fue causada por las plagas en la viticultura francesa del mildiu y el oídium  que mermaron  sus cosechas obligándoles  a suministrase vinos en diferentes regiones mediterráneas. La creación del ferrocarril valenciano empezando por Xativa-grau de València y más tarde la conexión con el de Almansa – Tarragona  y Almansa, permitió la llegada de la producción  interior a los puertos. Estas primeras plagas,  siendo graves y dañina para la vinería francesa no fueron nada  en comparación con lo que vendría unos años después ( 1863)  que tendría un fuerte impacto sobre la vitivinicultura valenciana. 22 años antes de que Vicente Gandía iniciara su negocio vinícola, surgió una plaga destructiva que genero  la pandemia vegetal más importante de la historia, junto con la great famine de la plaga sobre la patata en Irlanda. La filoxera.

En enero de 1863 en el pueblo provenzal de Vaucluse, en el departamento montañoso  de Graz, unos podadores vieron que los sarmientos a cortar estaban necrosados, muertos,  igual en otras cepas y en otros bancales, sus raíces estaban carcomidas  destruidas por una especie de  cuca, un parasito. La filoxera originaria de la costa E. de norteamerica es un parasito de saprofitico las vides americanas que vivía a costa de ellas pero no las mataba,  actuó en Europa, como un gran depredador de la vid europea,  vitis  de otro tronco, de esta especie,  que era desconocida para el parasito. En pocos años destruyo la práctica  totalidad de los viñedos de la Provenza (490.000has) y el Languedoc-Roussillon (450.000 has) continuando después  su apocalíptica cabalgadura  por el resto  de Europa amenazando con la desaparición  de la vid y el vino, con una destrucción desconocida para los 8.000 años de viticultura. Francia tenía en 1863, 2.517.000 has de viña (que fueron destruidas en casi su totalidad) y España 1,597.000has. Esto produjo una fortísima demanda  sobre las regiones que permanecían  intactas, sin  perdida de viñedos por ausencia  de la plaga. Y la región vitícola levantina  se convirtió en principal proveedor de rouges con grado,  tenia 129.000 has de viña vinificable (1863).  En 1885 alcanzaba las 200.000. Muchas bodegas nacieron al socaire de  este contexto.  Entre ellas  Vicente Gandía   que desde la comarca Albaida donde operaba como proveedor de una bodega francesa  para comprar  vino  se traslado al grau de València (1900), el barrio vinícola  de este puerto, de donde se exportaba el gran volumen vinícola.

Un valor transhistorico

Cuando Vicente Gandía se instalo en la calle Maderas  en el grau de València , este era el eje exportador del Mediterráneo   español junto con los puertos de Tarragona y Alicante. Estos tenían  a su espalda un hinterland -en muchos caso de monocultivo vitícola- con tintos  enológicamente estables, de buena graduación  alcohólica,  intenso color y alimenticio gusto. Los blancos eran recios, fuertes,  aromáticos  y singulares. La demanda continuaba fuerte pero había  pasado ya el punto alcista por la recuperación  de algunos viñedos filoxerados franceses, que había  atacado ya  otras zonas como Castilla-La Mancha pero no había llegado a la región vitícola Valenciana.   Y aunque la filoxera aun tardaría en doblegarse, los trabajos del científico norteamericano  Riley -que puso en la pista de la solución a Jules Planchon y Rafael Janini-  se tardaría en  ofrecer una solución universal y segura (la filoxera aun vive en nuestros viñedos).

Cuadro extraído del  de Rafael Janini; Cuadro de la producción agrícola de Levante 1874-1906 comparativo con la producción vinícola de Francia.   “Relacion de los trabajos hechos” publicado por  el Servicio vitícola provincial. Excma. Diputación  provincial de València 1908.

    VINOS DE:     produccion
año aceite Utiel  Cheste   Carlo Alicante en Francia
1874 11,95 16,75 22,05 25 26,5 63,1
1885 12 34,8 33,75 40 43,18 28,6
1900 15,5 14,45 14,6 15 14,5 67,3

 

El precio del aceite esta por arrobas en pesetas, El del vino en pesetas por Hl. La producción de vino en Francia por Hls.  Enviar un sobre en la península por correo postal costaba en 1894,  1cm de peseta.

En este contexto se desarrollo alguna de las principales virtudes empresariales y sociales de  la casa Vicente Gandía. Esta  es una empresa familiar, que se haya en su cuarta generación,  su linaje esta en el solar valenciano,  Plà es muy común en las comarcas de la Costera y la Vall d’Albaida.  Gandía es un clásico proveniente de un linaje griego exportado en la virtud jónica de apoika (“poner casa afuera”) en Creta su ciudad de Candia es importante y solar de una gran Malvasía y una isla situada en el Adriático  frente a Venecia llamada Candia, fue clave en la expansión  de la malvasía veneciana. En el grau de València se desarrollaría el ecran de  esta bodega familiar. Este poblado marítimo extramuros de València (la Vila-nova del Grau)   fue desde su creación (sXIII) por Jaume I un espacio de suministro portuario  y logístico, allí en su original ancoratge  Jaume I creo la importante industria de carne  conservada de  la Carnsalada como nos ha mostrado la historiadora Jaqueline Guiral-Hadziiossif en su magnifica  obra “València puerto mediterráneo”. Este espacio logístico concitaba el eje estratégico  de la exportación vinícola. Allí estaba la estación término de  la línea Utiel-Grau de València que atravesando las comarcas de la plana de Requena–Utiel y la Foia de Bunyol acercaba su producción  vinícola a las mismas puertas de su embarque internacional, además de la estación del grau, y el puerto, estaba la del Cabanyal, en la línea  de València a Catalunya y la frontera francesa. Las bodegas del grau desarrollarían una cultura del coupage con toda esta excelente masa critica enológica que les llegaba. Y bodegas Vicente Gandía unió a sus valores de su inicial de emprendedor mercantil, mentalidad abierta a Europa, una hábil cultura vinícola. En el grau no solo se hacían  vinos tipo export  y grau. También  se hacían vinos de una mixtura civilizada; mistelas, sangría, vermouth y glüwein (vino especiado servido caliente en las ferias populares  invernales y las navidades en Centroeuropa). Con estos vinos,  bodegas Gandía y otras del grau; Mompo, Tchendorff, Egli, Schenk, Garrigos, Valsangiacomo, Pons hicieron una cultura de exportación, que les dio un cache internacional y una habilidad enológica por el coupage que les haría hábiles  en la presentación  de tipos al gusto de los mercados,  y con el tiempo en el desarrollo de productos.  Solo que no todas estas empresas existen hoy en día, solo Gandía, Schenk y Valsangiacomo perviven aun.  Los caracteres  inicialmente desarrollados en el puerto confirieron a Bodegas Gandía  unos valores  transhistoricos  que le hicieron fortalecer sus músculos  mercantiles, industriales y vínicos para ir avanzándose a su entorno, y a sus tiempos, como aquel poema de Walt Whitman “En el camino” “Voy por mi camino, siempre dispuesto a mercadear, mis articulaciones las más flexibles y las más resistentes de la tierra”.

L’esperit de la maison

Antoine de Saint-Exupéry dice en Citadelle “Car j’ai découvert une grand vérité. À savoir que les hommes habitent et que les sens de les choses change pour eux, selon el sens de la maison. Así es, al menos en la casa Gandía hay un espirit de la maison Gandía, que se ha ido conformando a través  de las generaciones desde Vicente a su hijo José Gandía Ferri,  de este al suyo José Mª y de  él a sus hijos Javier, José y Silvia.     Un espíritu que se ha ido complicando  y fortaleciendo con el paso de  las diferentes eras  políticas, sociales, económicas y vitícolas de España. Después   de la llegada de la filoxera a las viñas valencianas 1904 (Gata de Gorgos)  el sector vinícola valenciano entro en una gran crisis de la saldría con la demanda producida por la I guerra mundial, finalizada esta se produciría  otra vez una caída   que bien entrada la década  de  1920 volveria  recuperarse. Este carrusel  se estabilizaría  con la constitución del Estatuto de la viña  y el vino de la II republica de 1931 y la creación de las primeras 17 denominaciones de origen, de las cuales 4 eran del País Valenciano: Utiel, València, Cheste  y Alicante. Esta estructura  de protección del origen y ordenación de la oferta  mejoro la rentabilidad y el precio de los vinos valencianos. La guerra civil, la postguerra y la autarquía, sumió  España en la edad de piedra, y no es una metáfora. Se empezó salir de ella gracias al plan de desarrollo creado por los economistas catalanes; Ullastres, López Rodo y Fabià Estape. Y  también a desarrollarse las estructuras  de las D.O. creadas en 1932. Ayudo también  otra vez la demanda internacional. Francia tuvo unas cosechas a partir de 1957 problemáticas   y demando   de nuevo vino mediterráneo español. Gandía  siempre  con los músculos listos para el mercadeo internacional, aprovecho la ocasión  y consiguió  cifras de negocio que la convertirían  en una de las bodegas más importantes  del Grau de València y la región, que además  tenia una relación estructural con los productores vitícolas de las comarcas de Lliria, Cheste, Albaida, Utiel y La Serrania.  En la década  de 1930 se hizo cargo la segunda generación  José Gandía  Ferri, que había estudiado medicina pero colgó el titulo y se dedico a dirigir su empresa. Hay una anécdota con un viticultor de Lliria, propietario de  viñas de tintórea,  José Bonet que le vendía sus uvas, Gandía  le dijo “Bonet aixo es mel”.    Sus  valores corporativos de origen vitícola  siempre fueron muy fuertes y polisémicos, siempre han tenido una relación con el mundo rural. Gaston Roupnel  dice en Histoire et destine que “L’historie c’est le discontinue  y destaca “l’importance  exclusive  des modes de vie, en particulier  de la vie rurale”  En realidad es lo mismo que dice Saint-Exupéry.

La evolución creativa

El desarrollo y progreso de los vinos de la Comunitat Valènciana en los últimos 40 años ha sido una evolución creativa, en la que cada fase, al madurar  ha producido un nuevo avance y mejora. Más que una revolución, cosa que no ha existido, ha sido una evolución creativa. En la década  de 1970  las pocas expresiones  de embotellado pero altamente cualitativas (Raspay, Doble Capa de Alicante, Vino de la Reina de Utiel-Requena, Alto Turia)  fueron la base de las siguientes evoluciones. En 1973 Bodegas Gandía hizo un avance en esta evolución creativa con su primer embotellado, su Castillo de Liria tinto. Un vino de carácter mediterráneo  bien construido, aromático y especiado, bien alejado del modelo riojano imperante en España por aquel tiempo, y más provenzal. Lo recuerdo muy bien. Al regreso de mi servicio militar en agosto de 1973 le dije a mi madre que comprara un vino embotellado  valenciano y ella   encontró en la cadena Superette, el Castillo de Liria tinto. En casa habíamos bebido siempre vino, lo comprábamos en garrafas  en nuestra cooperativa, La Carabassa de Cheste, y cuando se acababa íbamos a la bodega del barrio “La Felipa” en la carretera Escriba de València, lo servían de una bota a granel. Pero después  de 3 años en la armada y beber vino  en diferentes viajes, quería  beber un vino embotellado. Mi evolución era la de la sociedad, bodegas Gandía se reinventaba e innovaba para ir su paso. Castillo de Lira era el inicio de su nueva etapa, y la base de su evolución creativa. El premio nobel de literatura (1928) el filosofo francés  Henri Bergson,  en su obra magna “La evolución creadora” muestra un modelo, un parámetro de estos procesos, que sirve para explicar  el progreso de esta firma vinícola  “La compilación de un producto colocado en un determinado orden del proceso evolutivo de un organismo (empresa o institución) crea un mecanismo que aun formando parte del todo  que lo ha originado, va creando nuevos productos u órganos”. Y así sucedió pues su siguiente producto embotellado fue un blanco ligero afrutado, nuevo.  El primera blanco moderno valenciano, el Viña Joven de merseguera, y algo de moscatel,  de fermentación controlada. El propio packing de esta botella, tipo rhin con luminosa y rural, etiqueta imitada  del popular vino alemán Blauer Nun de Rudensheïm,  un lieufraumilch, vino commodity  vendido por millones en los supermercados ingleses, indica que sus “músculos dispuestos a mercadear por el mundo” estaban ejercitando bien, se orientaba a los mercados. Así su  presencia internacional fue increscendo y con la incorporación   de España a  la CEE  fue construyendo  la Gandía que hoy conocemos.  Su abandono del Grau y traslado a una zona vinícola, en Chiva en la carretera de Cheste a Godelleta en 1992 fue una apuesta de futuro, estratégica, que amplio con la compra y creación del dominio vinícola Hoya de Cadenas, una  finca vitícola en Las Cuevas de Utiel. Confirmando así su esperit de la maison  como decían Saint Exupery  y Roupnel, de los métodos  de vida importantes,  que dirigen  el destino de la casa. El escenario estaba preparado para su siguiente evolución  creativa; los vinos Ceremonia y Generación  1,  vinos de terroir, de alta gama  con estilo definición  y  prestigio de marca. Que abrieron mercados para ellos y para los vinos de la región entonces fuera de ese circuito, excepción de algunos como los  de Felipe Gutiérrez de la Vega (Viña Ulises, Rojo y Negro), el  Seque, Casa lo Alto, Villa Albosa,  Palmera, Tharsys y Dominio de la Vega)*.

Algo hecho con gran estilo

La transmisión a la siguiente generación  la 3ª, en la persona del hijo de José Gandía significo una adecuación a los tiempos. Quizá la mejor  transmisión que pudiese  hacer José Gandía a su hijo José Mª fue enviarle a estudiar a una escuela de negocio  de Neuchatel  (Suiza ) en la decada de  1960. Mas que lo buena que fuese,  como suelen serlo las escuelas suizas de negocios, fue su experiencia vital. Contaba José Mª Gandía que en la residencia de estudiantes  donde estaba veía como el vecino (un alto directivo financiero)  pulió, minio y pinto su verja  todos los sábados y domingos con una perseverancia  y disciplina calvinista, inasequible   hasta dejarla que ni un cerrajero irlandés.  En la cultura empresarial  que el aporto a su bodega  “el todo vale y el pasar  la cosas” no tiene cabida.  En bodegas Gandía la obra bien hecha y el merito  perfeccionista se convirtió en costumbre y después  en creencia. José Mª Gandía como el capitán de Whitman lidero esta trasformación  estratégica que ha puesto esta bodega en el umbral de una nueva cultura vinícola.  Durante ese tiempo vinos como el Hoya de Cadenas reserva privada, el Miracle tintorera, el museo arte de grandes pintores que utilizaron las barricas como lienzo, y  su  autoexigente calidad en los vinos más populares (el Castillo de Liria rosado, es el mejor ejemplo, uno de los mejores rosado de España a menos de 3€) hasta hacerlos  dependientes de la sobre entrega,  han sido la expresión de su musculatura comercial y su elan cultural.  Esta virtud del meritage y el procurar por la obra bien hecha de su liderazgo, se fue filtrando en toda su estructura de recursos humanos y organigrama, así como la transmisión a la siguiente generación. En los vinos se veía en un valor polisémico, especialmente en el Hoya de Cadenas Reserva privada y Miracle tintorera. Tintos de valor  local pero de gusto apreciado globalmente. Cosa siempre difícil como sabe todo aquel que haya exportado  vinos. El gusto de los ingleses es bien diferente del de los alemanes. Una vez, en la misma semana tome el Hoya de Cadenas en el restaurant de Sea Grill de Rockefeller plaza en New York y en el restaurant Pelegri de Chiva, y eran exactamente   igual, todo aquel enólogo y director  técnico de una bodega sabe que mucho más difícil elaborar 2.000.000 de botellas de la misma calidad y gusto, que 5.001 botellas de un  tinto gran reserva. Este elan de la casa Gandía de hacer vinos cosmopolitas con identidad  de origen mediterráneo  valenciano es un difícil equilibrio entre la personalidad y el destino, que  en su gama más alta Generación  1 y Ceremonia lo ha conseguido con brillantez -su producción es menor- pero que en su  gama media (Miracle) lo ha conseguido también con   brillantez pero con  un esfuerzo colosal, con sufrimiento (la sobre entrega; vinos que valen mucho más de lo que se pide por ellos).  No es fácil combinar lo local con lo global a pesar de que así se piense.  Pero sí en un vino ha conseguido la obra perfecta identitaria, enológica, cultural y comercialmente hablando, es con el Fusta Nova.  Acertado desarrollo de producto pensado más en el origen que en el mercado (es del tipo que este lo consigue por si solo por su estilo definición  y origen, ejemplos excelentes los hay; el Casta Diva cosecha miel, los muscats de las pequeñas appellations del Languedoc, Rosellò, Corcega  y Provenza).  Fusta Nova es un V.D.N. de moscatel de Alejandría, de València, tierra del Moscatel y más de esta variedad. Pasado 3 meses por barrica de roble francés, es un elixir  fino, natural, de bouquet elegante  y de alto valor gastronómico por su maridajes con viandas igual de exquisitas; foia del Perigord o de Les Landes, terrinas  de poulard frescas, suaves quesos blancos, y coques de Llanda cocidas en los hornos de  su mismísima  comarca; La foia de Bunyol.

Así el escenario estaba preparado para hacer algo nuevo, un avance en la enología, el marketing y la producción. Un nuevo elan (impulso de los valores  de la maison) con nuevos vinos  de valor exquisito, moderno, con arraigos viticolas,  hecho con gran estilo: el bobal blanc de Noir, el Miracle 03 blanc, el Miracle 05  rosé,  su  Bobal tinto,  su personal y singular packing, de alto diseño, intransferible. Todo ello muestra  de una  acendrada creencia de su misión, de su origen y destino.

Una nueva cultura vinicola

En esta última fase –de momento-  El escenario construido a través de las 2 últimas generaciones, la vinería geoestratégicamente  situada, el dominio vinícola con casi 300has de viñedos en la despensa vitícola del país, una avanzadísima bodega de vinificación con el tecnograma de  flujos vinícolas controlada informáticamente  (sin aireación) en el centro del viñedo,  mas de 100 has  dirigidas por sus técnicos   una moderna industria vinícola con la más avanzada línea de embotellado de España que permite la perfecta realización   de formatos único y alta seguridad con el control de calidad  doble O. Parte de esta nueva cultura vinícola ha sido su conceptualización del marketing actual, durante los mas de 2 años de planificación de este proyecto han estudiado los procesos que han llevado en contra de los previsto  a la segmentación  mas fragmentaria y minimalista de la cultura enológica  y consumo de vinos. Se ve en las marcas de vinos cada día más metafóricas  hasta el abuso, y la praxis de los sommeliers  de recomendar vinos cada vez más raros y frikis. Como no se trata de apostar a un atzucac  sino satisfacer la tendencia del consumidor ofreciendo la más natural y originaria calidad  de la vid y el territorio propio  Gandía ha desarrollado esta gama de vinos, juzguen uds. cuando los prueben.

Bobal Blanc de Noirs. Vino blanco hecho de la uva tinta bobal. Siempre es difícil en estas latitudes hacer un blanco de uvas tintas, la alta insolación en Utiel colorea las uvas y es dificil que no tiñan el mosto en el prensado. Su enología ha sido brillante. Tiene un aroma fresco de afrutada  fructosa, una acidez natural del vegetal    y una rica cremosidad sin empalagar delicada, elegante con un punto de amargor que lo hace muy atractivo. Un vino de nueva generación.

El Miracle  03. Blanco de coupage mediterráneo, con 4 variedades; Moscatel, Macabeo, Malvasia,   3 de ellas orientalis y 1 local nacida en la Serrania valenciana, la Merseguera. Blanco de limpidez cristalina y luminosa. Afrutado  con aromas mezcla de frutas blancas como la pruna y floral. De textura irisada,  gusto acariciado y postgusto armonico. Un blanco novísimo  gusto.

El Miracle 05 rose:  Rosado de prensado d estilo Provenzal, de gusto fino afrutado aromático de textura glicérica  y tánico. Con y¡un gusto a repostería propi de un brut rose. Un post gusto elegante  fino y de novísimo bouquet.

Esto es la realización  de un proyecto largamente pensado y planificado, resultante tanto de ello, como de los activos acumulados, el valor del  espirit de la maison  y el patrimonio de la transmisión generacional. Y  de todo esto nada habría podido ser sin la dirección técnica de su enología, yo ya he conocido 3 enólogos, primero fue Jacinto Nuñez en un mundo de gráneles  y los primeros  embotellados, luego Luis García Severino uno de los mejores enólogos de la  reciente historia del vino valenciano que combino vinos  commoditys para los supermercados ingleses, con los vinos de terroir y de autor, que al retirarse ha sido sustituido por José Hidalgo miembro de un importante linaje de la enología española quizá la más importante. Una muestra de su valor trans histórico,  hoy como hace 120 años, siguen haciendo  gráneles y vinos de mixtura; los bag in box y el Sandara (hecho de vino y saké japonés). Ambos son la versión  del siglo XXI de los granes exportados en   cubas ferroviarias o barcos cisterna y los mixtura como sangrías y glüwein. En el granel  nunca ha sido el problema su recipiente sino la ética del operador. El bag in box nos permite esta garantía con la gracia  del vi a gros de nuestras costumbres y tradiciones.  Una nueva cultura vinícola causada  por la tradición, el origen y el destino. Quizá  un día esto se estudie en las escuelas del vino y de negocios.

  • Hablo de los tintos, por supuesto  los ricos vinos de postre de la Comunitat valenciana son de  fama  legendaria; Fondillon, moscateles, mistelas, rancis, daurat de Cheste. Solo que si no han tenido el posicionamiento y fidelizacion que se merecen, no ha sido por culpa del producto,  ni por ausencia de literatura y divulgacion.  No creo que en los últimos 40 años  haya en España un vino más literaturizado  que el Fondillon de Alicante. Si no se ha conseguido  el merecidisimo éxito que estos  vinos se merecen  ha sido por que los operadores  implicados  y la ordencion de su origen no han estado a la altura.

Joan C. Martín

Escritor y enólogo

LA CANCION DE LA TIERRA
La producción, cultura y por tanto el negocio de los vinos ecológicos va in crescendo año tras año. Su concepto y cultura esta ampliándose filosóficamente. Aunque no sea un orden cronológico (quien sucedió a quien) los vinos biodinamicos, naturales y ecológicos son cada vez mas, e interactúan mas con los consumidores. En la última feria de Vinitaly (quizá la mayor del mundo en superficie y expositores) estos vinos eran ya un porcentaje notable, pero sobre todo fue la realización de su feria paralela, la exibhition de villa da Porto “la Favorita” que aglutino a una miríada de productores de vinos naturales, ecológicos y biodinamicos (www.vinnantur.org) situada en Monticello de Fara (Sarego) en medio de la D.O.C Soave (Italia).
Todos estos vinos se hallan ya muy presentes en las tiendas especializadas, vinotecas y comercios naturistas, pero no en los supermercados. De los cientos de vinos comprados para la edición 2019 de la guía de los Supervinos, solo hubo 6, pero su selección fue del 100 x 100, es decir todos los comprados, catados y puntuados salieron escogidos para estar entre los 150 selectos vinos de la guía los Supervinos. Todavía este negocio es una actividad pionera, que evidentemente es una tendencia, una nueva frontera, una producción y cultura que ha venido para quedarse, pero que todavía hay mucho que hacer, y es una apuesta de negocio. Una promesa de lo que ha de venir y una motivación para lo que hay que hacer. Un símbolo de la constitución de este tipo de vinos, es que los ecológicos ya están institucionalizados, es decir existen organismos públicos y semi públicos encargados de supervisar, amparar y proteger, mediante su control y certificación la naturalidad, autenticidad y bondad este tipo de vinos. También en los bio dinámicos existen este tipo de certificaciones y garantías y en los naturales están entrando también en esa situación. Todo impulso ético pionero, y no es otra cosa la creación estos vinos, tiene que llegar a un equilibrio entre lo ideológico y lo organizativo. Pero para que funcione bien, lo organizativo deber ser absolutamente democrático en su funcionamiento, deben ser de titularidad publica y deben respetar la ética de su compromiso. Estos vinos, en el negocio de la exportación funcionan mejor que en el mercado domestico español. Son cosas de la cultura antropológica de esos países. Alemania donde se gesto gran parte de este elan el bosque; den wald es su deidad, y en Francia, donde hay una miríada de producciones certificadas, más que el vino o la gastronomía, es la silvicultura su cultura nacional.
Un sector donde este tipo de vinos ecos, bios y naturales, no esta maduramente desarrollados, comercialmente hablando, es la restauración. Como todo desarrollo de un producto nuevo llega primero a la alimentación que a la hostelería, pero, ciertamente esta aun por hacer, la restauración debería dar en sus cartas espacio a estos vinos.
España no para de crecer en superficie plantada de viñedos ecológicos 106,791,60 en 2016 lo que supuso un 15% de crecimiento sobre la año anterior (96.591 ) has. La U.E. tenia en 2015 una plantación en eco de 281.792 habiendo superado las 300.000 has en 2016, de las que un tercio son viñedos eco españoles. Francia e Italia le siguen, pero en países con mucha menor superficie vitícola total, como Alemania y Austria y con climas extremos en sus regiones vitícolas, esta menos extendido, como por ejemplo  Alemania, donde su superficie de viñedos eco es menor. La R.F.A.  tiene 7.000 has y Austria 5.550. Otros países de cultura y clima más parecido al nuestro, pero con mucha menos superficie total de viñas; Portugal y Grecia tienen 10.000 y 6.000 has respectivamente. Aunque el valor de los paises centroeuropeos en tanto a lo ecológico, es su alto nivel de cultura conceptual y compromiso con estos procedimiento ético-técnicos, que viene ya de antiguo. Es por lo que son tan buenos mercados de consumo y exposiciones (concentran las mas asistidas y numerosas ferias).

_I3T8590
En España la región con mayor numero de superficie de viñas ecológicas es Castilla la Mancha (59.000 has) seguida por Cataluña y Murcia. Siendo la catalana la autonomía con mayor número de empresas certificadas como ecológicas (190). En este contexto socio económico, el de una naciente actividad de esperanzador presente y de consolidación futura, pero que no es todavía una estructura económica, el grupo MG wines de Alicante, adquirió hace casi un año el dominio vinícola de bodegas Almanseñas de 225 hectáreas en producción ecológica, situada en Almansa. Llamada ahora muy acertadamente Venta de La Vega, es la finca de viñedo ecológico más grande de España, y su producción –siguiendo los estándar de no superar lo 5.000kg por hectárea de media- supera el millón de botellas. Almansa de la que hablaremos a continuación es una conocida y prestigiosa denominación de origen de Castilla-La Mancha, en su frontera con el Reino de Murcia y el País Valenciano, siendo vecinas de las DD.OO de Alicante, Jumilla, Yecla y Valencia.
Venta de la Vega pues es una importante finca de la D.O. Almansa, zona vitícola de tintos que cuenta con 7.200 has y una  climatología continental de veranos calurosos e inviernos fríos atemperados por la influencia mediterránea, que se observa y beneficia más en su anticlinal de orientación; E-SE.
Las principales variedades tintas son la monastrell y la garnacha tintorera de la que esta D.O. tiene el mayor numero de hectáreas de España. Es un territorio casi estepario, Almansa es La Mancha sí, pero La Mancha tiene diversidades y una de ellas es Almansa especialmente el anticlinal * mencionado, que es precisamente donde se halla el dominio Venta La Vega. Almansa ha tenido quien la pinte, el pintor valenciano Manuel Fornes (*2) (València 1945-València 2014) ha dejado en su bella obra cuadros de marinas, bodegones, y objetos inanimados que en sus lienzos, parecen reales, que van a cobrar vida, como el cuadro del violín de su padre -eran una familia de músicos- con las que tocaba unas sardas de Morini inolvidables, y claro esta paisajes almanseños, como el oleo sobre tabla de “campos de trigo”, el oleo sobre lienzo “paisaje carrascal”, la acuarela “paisaje”, el oleo sobre tabla de “paisaje de trigo con castillo”, el oleo sobre lienzo “rambla de los hoyuelos” o la acuarela de San Benito de tan claro paralelismo con la Casa del Sargentillo adyacente a las viñas de Venta La Vega. Venta la Vega es una finca con más cultivos que el de la vid. En total tiene una superficie de 850 ha con olivos, almendras y cereal. Aunque Almansa no es una tierra de transición como Yecla o Jumilla (auténticos diafragmas fronterizos) sí lo es de mestizaje con el Reino Murcia y el País Valenciano, y mas Venta de la Vega pues en esta zona de Almansa, la influencia mediterránea se hace notar y de ahí la posibilidad el cultivo del almendro. El mar está a 70km en línea recta, y el factor exposición del anticlinal de esta finca expuesta al E-SE, es un condicionante climático altamente positivo. Prueba de ello es su régimen de lluvias centrado en la primavera y el otoño, con lluvias torrenciales, muy similar a sus vecinas Alicante y Valencia.

FOTOS VTA LA VEGA.jpg
La orografía de Venta la Vega es como una platea de orientación E-SE que esta a los pies de una pequeña mesa, un mugrón (cuya etimología ya señala el parecido con un órgano del cuerpo femenino) y esta modulada por laderas, ramblas y pequeños desmontes. Todos los viñedos están en la misma finca, solo una parcela de garnacha tintórea esta al otro lado de la autovía Madrid –Alicante. Los suelos de la finca son de gran potencialidad para la relación suelo-vid, hay suelos francos, calcáreos, pedregosos y algo de arcilla, el potencial vegetal está bien asentado en esta finca, y más desde que se comprometió todo con la producción ecológica. Especialmente con su variedad principal la tintorera. La bodega de elaboración es amplia espaciosa y técnicamente bien preparada, y esta situada en el centro de la finca a los pies del mugrón, con lo cual el transporte y accesibilidad de la uva a la tolva, tiene una buena logística para la vinificación.
En este contexto del momento eco, y con esta fincan se hace necesario hablar de su compra por el grupo MG Wines. Este es, por su desarrollo en los últimos años desde que inicio su marcha saliendo de su shangri-la (la finca vitícola y bodega de elaboración de gráneles Lagunilla en Villena, que hacen además uno de los mejores aceites de España, el Sucada), el grupo vitivinícola español mas interesante y de mejor desarrollo estratégico. En España hay grandes grupos vinícolas, pero todos desde su D.O, originaria, acaban poniendo bodega o produciendo comercialmente en Rioja, Ribera del Duero y Rueda. El grupo MG wines (desde luego el mas importante en el levante y sureste peninsular), no ha hecho nada de eso. Desde su finca Lagunilla hizo la primera adquisición con la maravillosa bodega y magnifico terroir de Sierra Salinas en Villena, D,O, Alicante) que concentra 3 de los mejores tintos españoles si hiciésemos una listado de los 50 mejores (1237, Mira Salinas, y Puerto Salinas). También del grupo, son bodegas Estefania de la D.O. Bierzo (sus Tilenus son excelentes y tienen también una producción eco) y bodegas Lavia de la DO Bullas) con sus inolvidables tintos mediterráneos y de montaña; Lavia y Lavia plus. La penúltima adquisición antes de comprar Venta la Vega, fue la más especializada de todas, pues con bodegas Monovar en el termino del pueblo del mismo nombre de la D.O, Alicante, no solo adquiria una bodega moderna, sino que también la mayor concentración de vino Fondillon de Alicante, el gran vino de postre mítico e histórico del cual esta bodega tiene 66.000 litros en botas sesentenas y norantenas (nombres en valenciano que hacen referencia a su capacidad 60 y 90 cantaros*3) principalmente.
Gran parte del éxito y desarrollo de este grupo se debe a su concepto de pensar estratégicamente, o pensar históricamente como se enseña académicamente en una escuela de vinos, siguiendo la gran obra de Pierre Vilar, Pensar Historicament. Estudiar los modus operandis del negocio global del vino, sus frecuenciales, y gestionar económicamente y financieramente este desarrollo, es lo que está detrás del avance de este grupo. Sin olvidar claro esta, el puro trabajo, constancia profesional y dedicación laboral de sus profesionales. Es también merito de este grupo la buena combinación existente entre de los miembros de la propiedad de la familia Miñano con responsabilidades ejecutivas en la estructura del grupo (Luis Miñano y sus hijas Eva y María y su sobrino José Diego) que han conseguido esa difícil combinación del empresario y profesional al mismo tiempo. En los empleados enólogos conozco; Sebastien Boudon, José Ramón Yago, Salvador Poveda y José A. Martínez Marchante, veo en ellos un trabajo en equipo elogiable, a mas de buen hacer enológico, ahí están sus vinos. La capacidad de liderazgo de Luis MIñano (su cabeza rectora) es digna de aprecio y valoración, de el surge el concepto de pensamiento estratégico que ha desarrollado el elan de este grupo, y su magnifico estilo de liderazgo. Naturalmente todo crecimiento puede producir una complejidad critica, los especialistas en sistemas le llaman empeoramiento por mejora (cuando mas autopistas haces, más denso es el trafico) y este el próximo reto de este magnifico grupo que admiraremos durante años. El reto de Venta de la Vega cuyos magnificos vinos (Adaras y Ternario cataremos y contaremos próximamente en la sección Aristast de este blog), es difícil pero van a favor de los mercados y la historia, el éxito de los vinos khoser que tan magníficamente enseña el enólogo de la cooperativa de Capçanes (D.O. Montsant)  Jürgen Wagner y profesor del master Tastavins de Aula Vinícola de Valencia bien lo muestra. Pues como decía el renacentista Gian Battisa Vico “los hombres buscan la protección de la religión cuando desesperan de los recursos de la naturaleza” no hace otra cosa que decir que en un mundo globalizado y de masiva producción aquella ideología que defienda la pureza de esencia, la naturalidad y singularidad de una producción gastronómica tendrá la bendición de la tierra, como cantara Mozart a su padre, en unos versos del titulo de este post. Y darse cuenta de ello, de que estaban desarrollando un “producto gastronómico” (recuerden el impulso de su nacimiento desde Finca Lagunilla; su aceite Sucada y sus vinos) ha sido la gran lucidez y acierto del empresario vinícola Luis Miñano y su grupo,

(*1) Aquí uso el concepto anticlinal desde el unto de vista orográfico, no geológico, es decir su formación topografica  ocasionado por el facto tectónico.

(*2) Pintor valenciano de estilo hiperrealista, que fue profesor  de arte en diversas escuelas privadas de València,  catedrático de dibujo en el Instituto de Almansa de 1993-2005. Gran narrador y mejor marino a vela, fue un magnifico camarada, un hombre de espíritu  romántico, aventurero y con gran ilusión por las coas. Su cuadro sobre la Cicladas es  un poema homérico  hecho lienzo. Juntos con su hermano Vicente abordamos un naufragio (el del carguero de la Alemania oriental “Slepnjer”) encallado frente a las Rotas de Denia (comarca de la Marina) en la famosa tormenta que asolo las costas del País Valenciano en la nochevieja del 1981 (dejo otro naufragio en Pinedo (l’horta d Valencia).

(*3) El cantaro  valenciano tenia en la época foral del Regne de València una capacidad de 11,55 litros)

Ramon Roqueta Roqueta-foto
Ramon Roqueta (1925-2018) va ser un vinater de raça i estil. Quan el vaig conèixer (1983), amb motiu d’escriure per una guia de vins, em va causar una impressió viva i singular. Malgrat que era un any més jove que mon pare, jo el veia una persona molt gran. Ara, un home de 58 anys com ell i mon pare ho eren en aquell any, no son persones grans, més be estan a mig camí. Però, en aquell temps, les coses eren diferents. Pot ser la sensació de respecte que dona la distancia entre generacions. O al menys en aquell temps les coses semblaven així. La impressió que em causava era un tant desorientadora. Per una banda donava, gracies al seu estil i port, la de un cavaller britànic de l’alta burgesia, però, per altra semblava, com així era, un pagès arrelat a la terra. Desorientadora, fins que vaig reflexionar -quasi al final de l’entrevista- i vaig assolir que en realitat era un menestral català, eixa figura tan interesant de la societat civil catalana, que es una prolongació del pagès, com diria Josep Pla, o la del seu estatus subsegüent i conseqüent. No sé si aquesta figura –la del menestral català- va surtir o va assolir la seua condició a la segona meitat del XIX, quan Catalunya va passar de la societat tradicional a la societat moderna capitalista, o venia d’arrere. Però tant, se val, la figura es real i donava eixa força que Catalunya tenia, i té.
A més de vinater de raça (continuava l’empresa familiar fundada pel seu pare i el seu avi), era, com molts empresaris de l’època un compromès amb el seu entorn i el seu temps, i per això, va acceptar que l’anomenaren alcalde de Manresa, per conduir la transició a la democràcia municipal. I ho va fer fins a les primeres eleccions democràtiques (les municipals de 1979). La qual cosa no li llevava ni un gram de la seua dificultat, doncs acceptar ser alcalde d’una capital comarcal com Manresa al canvi d’època, era com muntar al llom de la balena, que deia Starbak (el segón d’Akab).
Ramon Roqueta sempre va ser un agrarista, conscient i coneixedor de la profunda historia vitícola de la seua comarca, que a aquell temps era coneguda com el pla de Manresa o l’Artés. Malgrat el potencial vitícola d’aquesta comarca, ningú -i menys ell- podia oblidar que Manresa va ser capital de la revolució industrial catalana (i espanyola) i que per tant el gran passat vitícola del seu entorn calia restablir-lo . I això es el que va proposar, i fer. Un llarg treball continuat pel seu fill Valentí Roqueta, que és com una essència concentrada de tots els Roqueta des del segle XII que poblaren el Bages fins ara. El Bages tal com justament es coneguda la D.O. que empara i protegeix les vinyes i vins d’aquesta comarca, ja indica el passat i origen de la seua etimologia, indica que, nominalment ve de Baccus, el deu romà del vi. I es ben cert que va ser un dels territoris romans mes importants i rics. Allí estaven les mines de sal de Cardona, i la sal era la primera riquesa. I és també, el lloc de la mil·lenària varietat picapoll, com ja va contar Plini el vell a la seua Historia natural, com el raïm que atreia a les gallines. Per tant malgrat el punch industrial de quasi un segle, per poca memòria històrica que tingués un manresà (i no era el cas de Ramon) el pes del legat històric i del passat romà era evident, viu i envoltava a tot hom del pla de Manresa.
Ja no el vaig tornar a veure mai mes però , a més de la impressió rebuda, em va donar un fullet del seu celler que encara conservo i que anunciava el valor de les seues creences i el seu elan, que provenia del seu poderós ecran familiar, del clan Roqueta més be. Com que soc de Valencià i ací, ara i per primera vegada en dècades tenim un boníssim alcalde (Joan Ribó) que es manresà, enginyer agrònom i que per aquell temps (1982) m’havia ajudat a donar una conferencia de vins valencians a la Associació cultural Grau-Algiros de València, vaig entendre força be, la referència manresana, del feeling d’aquesta gent, el del menestral Ramon Roqueta. I per això i per altres coses he conservat aquell fullet de vins Roqueta de gran valor històric i antropològic. Al fullet de vins Roqueta, a més de la seua ampla gama de vins (hi havia rancis, vinagres, moscatells, i vins d’estil modern criats i joves)es veia reflectit l’esperit de la renaixença bagesiana, ja es poden veure les línies d’acció cultural vinícola que s’han desenvolupat durant els últims 30 anys; la cultura, la salut, la gastronomia la socialització del beure. Ramon Roqueta va ser un visionari, i amb encert, doncs tot el que ell proposava i innovava s’ha complit. Avui hi ha una D.O. que es diu Pla de Bages, que produeix vins d’alta qualitat i singular personalitat, la comarca es un espai vitícola de paisatges naturals i d’esplèndida visió. Ramon Roqueta era un compromès amb la vida, el vi i la vinya. Del seu celler familiar ha sorgit un grup vitícola de mitjana mida que honora a la industria vitícola catalana. D’aquelles idees i missatges del fullet, que cita a metges com Marañon, Jiménez Diaz, Trias de Bes y Pedro Pons (el pensament mèdic-sanitari espanyol mes florit de l’època), a escriptors com Rousseau, Thackeray, Machado, Josep Mª de Sagarra y Victor Hugo, que recorda refranys (el pa mudat i el vi usat, o “pan tierno y vino añejo dan la vida al viejo” i anècdotes (la del compositor Cristobal Glück), i que s’avança a la “Cité mondial du vin” quan parlava del “saber beber”.
Ramon Roqueta amb el seu estil britànic i menestral català com un “squire” o un “franklin” angles, citats per Chaucer (per Júpiter! quant s’assemblen aquestes dues classes, catalana i anglesa!) generà un impuls que ha restaurat el bens i els valors al Pla de Bages. A l’excel·lent i just obituari de La Vanguardia del dimecres 28 de febrer “Ramon Roqueta Defensor del Bages y del Vino” de Ramon Francas, diu que Valentí, el seu fill estimava l’educació i l’exemple que son pare li havia donat sobre “el valor y la responsabilidad de la palabra dada”, saben com es deia “la sacristia” o “le caveau” del celler dels Roqueta a Manresa? “el celler dels tractes”.
Malgrat que Ramon Roqueta encetarà la seua tasca vinícola des de baix, ha arribat a l’Olimp del vi. Com he dit, no el vaig tornar a veure més, però sí que el vaig seguir cercant noticies i resultats de la seua activitat. Així al 2008, quan vaig tornar al Pla de Bages per escriure el llibre mes avall esmentat vaig veure el patrimoni vitícola comarcal restaurat i el vi restablert com activitat socioeconòmica rendible i amb prestigi, i malgrat que no vaig veure’l senti la seua presencia i la de la seua obra. I com que em recordava de la entrevista tants anys enrere, vaig entendre que havia fet el seu destí. Com deien els filòsof “el tarannà d’un home es el seu destí”. Clar que la restauració vitícola del Bages no es solament obra d’ell i dels seus Roqueta, però sí han estat la seua pedra angular (tu ets Petrus i sobre tu edificaré……)
Al finalitzar el llibre “Els vins de l’arc mediterrani d’Alacant a Montpeller” (Editorial Pòrtic. Barcelona, 2009), vaig quedar a dinar al port de Borriana a amb Joan F. Mira els gran escriptor, per demanar-li el pròleg del llibre, que ell va fer amb la seua brillantor i magnificència habitual. Quan li vaig lliurar l’original del llibre per a la seua lectura, ell em va pregunta, “conta’m que t’ha impressionat o que has descobert pels teus viatges per l’arc durant el treball d’aquest llibre?” Jo li vaig contestar “la puresa salvatge del paisatge del Llenguadoc, el contracte-compromís dels viticultors de Corberes per una viticultura perdurable, l’herència romana a Catalunya (divisió del territori, horaris, transmissió de la propietat) i la restauració del patrimoni arquitectònic rural del Bages; les tines del Bosc i les barraques de la vinya” i ell ho va agrair feliçment, i citar. Aquesta manifestació de reconeixement cultural del patrimoni, avui feliçment restaurat i reconegut, es deu als origens de l’impuls de Ramon Roqueta. I es amb això que ha deixat seua petjada immortal.
Joan C. Martín
Escriptor i enòleg.

 

 

Interesados contactar: aulavinicola@hotmail.com

sin-titulo

                                                           AVLA VINICOLA  1983-2

      XXII EDICION DEL MASTER TASTAVIN VALÈNCIA 2018

Estimad@s sr@s:                                                                       Valencia  31 de enero 2018

Después  de la exitosa  XXI promoción   que se está  realizando en El Corte Ingles de Málaga, que cuenta con 11 magnifico alumnos  que a todos nos ha  enamorado (la forza del destino) iniciamos el próximo 3 de marzo la XXII edición  del Master Tastavins  en València. Siendo la primera vez que se realizado fuera del País Valenciano, la satisfacción  obtenida nos ha dado fuerza e ideas para construir la mejor promoción del master Tastavins en su 26 años de historia. Hemos creado clases nuevas siguiendo la tendencia de los 4 últimos años (ya estamos en 33 clases) y buscado profesores para impartirlas. Damos  la bienvenida a Kristel Bachoff (Master Tastavins y MBA wine & spirit por Bodeaux wine school )  y Carmen Egea (ingeniera agrónoma y enóloga), que se unen a este gran activo que tiene Avla Vinícola su magnifico cuadro de profesores.

Tambien  este año tenemos una novedad importante, tenemos una nueva sede dotada con todos los medios necesario para impartir nuestra apreciada docencia. Sencilla y humilde pero muy  bien acondicionada. La Seu de Aval Vincioal (como ya se le conoce) esta a disposición de profesores y Tastavins especialmente su interesante biblioteca y su excelente archivo cartográfico.

Se ha abierto la inscripción para la realización de una nueva promoción  -que sería ya la XXII del Curso Superior de conocimiento  Vitivinicolamaster Tastavins, como es más conocido.  e las 33 clases del curso hay   clases de prácticas de viticultura, poda, territorio y  ampelografía en campo y  2 clases teóricas, técnica-prácticas en  bodegas. Salidas para clase de campo y bodega a; Sagvnt, La  Sella (comarca de la Marina), Sierra Salinas y Monovar (DO Alacant)  Capçanes-Tarragona (D.O. Montsant) Moixent y Fontanars (DO Valencia) y San Antonio y la Torre (DO Utiel-Requena).

Ente los alumnos de la XXII  promoción se elegirá   un secretario que firmara los diplomas  junto con el director de Avla  Vinícola una vez acabado el curso. Avla Vinícola obsequiara una caja de vino al secretario por esta colaboración para con la promoción. También  deberá haber un fotógrafo de la promoción entre los alumnos que recibirá como obsequio una caja de vinos también de los catados en el curso.

El master Tastavins es un curso de alto valor formativo y relacional,  gracias a nuestro plan de estudios, al material pedagógico a la experiencia  y  a la organización del cuadro de profesores que podemos hacer el master Tastavins .  Se han hecho con gran éxito, además de València, en la D.O. Alicante (2 ediciones), y 3 en la comarca de la Marina (Comunitat Valenciana) y recientemente en Castellón.  En casi todas las clases se catan vinos, hay programados 130 de; Francia, Alemania, España, Italia, Portugal, California, Mexico (baja California-Valle de Guadalupe),  SudAfrika, New Zealand y Australia, Israel, Líbano, Georgia, Anatolia y Creta, pero siempre acabamos catando casi 200. El coste por alumno es 1.620 €  al que se le pueden aplicar los descuentos mencionados.

Al finalizar el curso Avla Vinícola organiza una gran fiesta fin de curso que haremos en el Corte ingles Málaga para la entrega de diplomas- titulo de Tastavins los alumnos.  A ella asisten los profesores, premiados galardonados por los premios que otorga Avla Vinícola, entidades colaboradoras (en esta ocasión se entregan los diplomas de entidades colaboradoras) asistiendo  y también  Tastavins ya egresados de otras promociones. Así mismo, realizamos un gran evento, la gran fiesta de entrega de premios de Avla Vinícola  (Premio a la buena comunicación y premios Digno del Vino (5 categorías: personal, corporativa -institucional, comunicación, colectiva y producto). Los jurados de los premios son escogidos entre las promociones del Tastavins.

A los alumnos además del extraordinario material pedagógico que se les entrega; 1 pen drive para cargar los ppw, un cinta colgante para el pendrive (ambos personalizados), 1 libreta de apuntes, y  1  carpeta identificada para archivar los documentos y apuntes, y  14 dvd,s con materia  y temas diversos. La plazas son limitadas, se reservan por riguroso orden de inscripción.

Nueva imagensin-titulo

Cordialmente.

Joan C. Martin.  Director

696 351 407-   mail;   aulavinicola@hotmail.com

Avda, Ausias March,105 b, València 46013

TITULO TASTAVINS

Sin título

AVLA VINICOLA
1 9 8 3 – 2 0 1 8

XXIIe. CURS SUPERIOR DE CONEIXEMENT VITIVINICOLA MASTER TASTAVINS
INICIO 3-3–2018 Ꙛ FINALIZACIÓN 4-II-2019 -TASTAVINS València 2018
HOJA DE INSCRIPCIÓN

nombre: apellidos: nif:

dirección: Localidad + c.p.
tel: mail: profesión: estudios:
precio : 1.620€
5% de descuento por pago al contado.
5% de descuento para antiguos alumnos/entidades colaboradoras profesores y medios
Todos los descuentos son acumulables
La formación esta exenta de I.V.A. Por tanto las facturas del curso están exentas de IVA, según ley 27/92 art. 20-9 y art 7 del real decreto 1624/92

EL CURSO DESCANSA EN: FALLAS SEMANA SANTA-PASCUA, JULIO-AGOSTO-PUENTE PURISIMA-CONSTITUCION Y FIESTAS NAVIDEÑAS
mail: aulavinicola@hotmail.com tel 96 374 82 50 – 696 351 407

CUADRO DE PROFESORES:

XXIIe, curs superior de coneiximent vitivinícola TASTAVINS 2018, VALÈNCIA
– Se cataran 130 vinos de diversos países vinícolas –

95 Horas lectivas de teoría y cata- Confección por los alumnos de 60 fichas ampelográficas de variedades-

21 horas de prácticas en viña, bodega y laboratorio –

Se entregara un pendrive para grabar todos los pp + un buen carpesano para encuadernar el completo manual con todos los textos del curso, que damos + 10 DVD, con los siguientes temas; El Cava, Rioja y sus vinos, Vinhos do Douro e do Porto, El Mon del Vi, Temps de verema, Los vinos de Francia, Silvicultura y Tonelería, Elaboración y Crianza del vino, Los vinos de Montilla-Moriles, Los vinos de California, Iniciación a la cata, La Ribera del Duero, Manufactura del corcho, Conservación y servicio del vino.- Se entregara a cada alumno al final del curso, una orla, el TITULO de TASTAVINS y un tastaven de cuello.
CUADRO DE PROFESORES: Gabino Ponce, Catedrático Universitat d’Alacant/ Manoli Romeralo, Somelier, Campeona Mundial de Habano Somelier./ Dra. Rubina Vieira enóloga y bióloga, del Instituto do Vinho Bordado e Artesanato do Madeira./ Nuria Martí, Enóloga, Ing. Agrónoma –Universitat Miguel Hernández./Daniel Expósito enólogo y director técnico de Dominio de la Vega/ José Jimenez Ingeniero agrónomo y enólogo, director técnico de logística vinícola de Pernod Ricard/ Francisco Gines licenciado en Químicas/Oscar Priego Ingeniero Agrónomo y enólogo director técnico de Pago Casa Gran/ Francisco González, Ing. Agrónomo y Enólogo, Jefe de los servicios técnicos de la DO Cava./-Andrea Gabrielli., Master Tastavins y Licenciado en Clásicas. Divulgador técnico Vinos Italianos./Carlos Soares, del Instituto do Vinho do Porto (Portugal). Philippe Cros. Enólogo, Languedoc./ Jurgen Wagner Llicenciat Superior d’Enologia./Fernando Medina Advocat/ Carmen Egea, Ing. Agrónoma, Enóloga, directora técnica de Málaga Virgen/ John Maher, Licenciado en Historia y Editor/. Jordi Ballester Ingeniero de Alimentos. Docente en la Escuela de Enología de Dijon e investigador en el Centre des Sciences du Goût et de l’Alimentation Dijon. Kristel Bachoff licenciada superior en enología por la Uni. de Bordeuax.
Joan C. Martín, enólogo, Master Tastavins y escritor. Agradecemos la colaboración en las prácticas y clases de: Pago Casa Gran de Moixent/ Mas de Sella/ Coop de Capçanes (DO Montsant) Dominio de la Vega en San Antonio de Requena/ Sierra Salinas en Villena y Bodegas Monovar (DO Alicante)/Vilarrevinum viñedos y bodega de La Torre de Utiel/Restaurant Le Fou de Sagvnt y El Corte Ingles de València.

 

 

 

Algunos Hombres Buenos

ALGUNOS HOMBRES BUENOS
El fallecimiento de Francisco Javier Carmona i Escribano (València 23 de diciembre 1966 – Santa Pola 21 noviembre 2017) nos ha dejado un profundo y amargo dolor para todo aquel que lo conocíamos y apreciábamos. Esta amargura silenciosa, se añade a la sensación de orfandad por la increíble perdida de un hombre bueno. En setiembre pasado ya nos dejo desconcertados cuando me envió un mail diciéndome que la clase de El Champagne prevista y que tan magistralmente impartía en las promociones del master Tastavins de Alacant y la Marina (2013-2017) no podría darla, porque le habían diagnosticado una cosa mala de salud. Le pregunte -con miedo- ¿que era eso? pero no respondí. Como siempre sucede con estas cosas los que tienen que sufrir prefieren la discreción y el recogimiento. Ahora el miedo y el desconcierto se han confirmado, y este desconcierto no por menos sospechado, es menos doloroso, duro y amargo. Los alumnos de la XII y XVI (la Marina) y XIII y XV (Alacant) lo recuerdan hoy con cariño y sienten la pena de los afligidos por perder un hombre bueno.

cata de vinos andaluces
Francisco Javier Carmona fue un hombre bueno, y un profesional de la educación cultural del vino y sus técnicas y humanidades excepcional. Generaciones de alumnos que han pasado por su magisterio le agradecerán sus lecciones recibidas, y estarán, como sus amigos, conocidos y familia compungidos por el sufrimiento de perderlo.
Francisco Javier nació en Valencia, pero fue en Alicante donde ejerció su pedagogía vinícola. Director de la escuela de cata de Alicante y formador de la Universitat d’Alacant deja una herencia de formación cultural y técnica en Alicante de altísimo nivel, ayudo a la’ mejora de las calidades de los vinos de Alicante y enseño los grandes vinos del mundo con bonhomia y espíritu gramsciano. Precisamente la bonhomía, la cordialidad, el encanto personal, su exquisita educación y también la perseverancia de su carácter en el fondo y la forma nos dejó a todos encantados de conocerlo, de tratar con él.
De su larga trayectoria queda aquella magistral cata de Fondillones en la feria Vinoelite de 2007, la eficacia y distinción de sus enseñanzas de los grandes mitos vinícolas europeos, la organización para sus alumnos de los viajes Burdeos y otras míticas zonas, los cursos de vinos andaluces, y su querido proyecto de presentar en la academia austriaca del vino la ponencia de vino de alicante-fondillon, que me anuncio con gran ilusión. No sé si llego a leerla como previa a su incorporación a esta institución, pero si no fue así, alguien de Alicante debería hacerlo y ser reconocida su pertenencia a esta prestigiosa academia in memoriam.

recorte catando uni
Francisco Javier fue además de formador, enólogo y sumiller, jefe de cocina, gourmand y gourmet. Sommelier en activo en grandes restaurants como el Girasol de Moraira, profesor del CdT, miembro de numerosos comités de cata y asesoramientos técnicos de certificadores y academias, de cofradías y un humanista internacional siendo además hombre de rica cultura que hablaba muy bien francés e inglés, además de sus lenguas maternas castellano y valenciano y era buen comunicador en alemán e italiano. Fue profesor y chef en prestigiosas entidades y academias de gastronomía y vinos de Inglaterra y Francia. Y fue sobre todo una excelente persona, un hombre bueno. Hoy nos sentimos perdidos y más pobres, pero con el agradecimiento de haberlo conocido. Su empatía, cordialidad y sabiduría serán para siempre recordadas. Gracias amigo y profesor Carmona.
Joan C. Martín

 

                          sin-titulo

MASTER TASTAVIN EN CASTELLÓ DE LA PLANA

           INICIO  12-6-2017 FINALIZACION · 5 -2 -2018 -TASTAVINS Castelló de la Plana

València 7 de abril 2017

Estimados srs:

Por la presente tengo el placer de informarle que se va a realizar en el Corte Ingles de Castellón, sito en el paseo de Morella la XX edición  del Master Tastavins  de Avla Vinicola. Siendo la primera vez que se realiza en esta plaza cada vez más importante para el mundo del vino y su cultura.

Se ha abierto la inscripción para la realización de una nueva promoción  -que sería ya la XXª-  del Curs Superior de coneixement Vitivinicolamaster Tastavins, como es más conocido.  De las 31 clases del curso hay  5 clases de prácticas de viticultura, poda, territorio y  ampelografía en campo y  2 clases teóricas, técnica-prácticas en  bodegas. Salidas para clase de campo y bodega a; Novelda, Villena, Moixent, La Sella, San Antonio de Requena, Sax, La Torre de Utiel y Capçanes (DO Montsant). Ente los alumnos de la XXª  promoción se elegirá   un secretario que firmara los diplomas  junto con el director una vez acabado el curso. Avla Vinícola obsequia una caja de vino al secretario por esta colaboración para con la promoción. También  deberá haber un fotógrafo de la promoción entre los alumnos que recibirá como obsequio una caja de vinos.

El master Tastavins es un curso de alto valor formativo y relacional,  gracias a nuestro plan de estudios, al material pedagógico. Experiencia (20 años haciendolo y  a la organización del cuadro de profesores que podemos hacer el master Tastavins .  Se han hecho con gran éxito, además de València en la Marina y en la D.O. Alicante.  En casi todas las clases se catan vinos, hay programados 110 de; Francia, Alemania, España, Italia, Portugal, California, Chile, Israel, Líbano, Georgia, Anatolia y Creta, pero siempre acabamos catando 160 o más. El coste por alumno es* 1.560€  al que se le pueden aplicar los descuentos mencionados, pago a la inscripción el 5%

Al finalizar el curso Avla Vinícola organiza una gran fiesta fin de curso para la entrega de diplomas que haremos en el Corte ingles de Castelló.  A ella asisten los profesores, premiados galardonados por los premios que otorga Avla Vinícola, entidades colaboradoras y Tastavins ya egresados de otras promociones. Los jurados de los premios son escogidos entre las promociones del Tastavins. Así mismo, realizamos un gran evento, la gran fiesta de entrega de premios de Avla Vinícola  (Premio a la buena comunicación y premios Digno del Vino (5 categorías: personal, corporativa -institucional, comunicación, colectiva y producto).

A los alumnos además del extraordinario material pedagógico que se les entrega; 1 pen drive para cargar los ppw, un cinta colgante para el pendrive (ambos personalizados), 1 libreta de apuntes, y  1  carpeta identificada para archivar los documentos y apuntes, y  10 dvd,s con materia  y temas diversos. La plazas son limitadas, se reservan por riguroso orden de inscripción.

El curso se realiza en el Ámbito  Cultural de El Corte Ingles del Paseo de Morella en Castellon, los lunes por la tarde. Aunque  hay clases teóricas  también en Sagunt, Valencia y Sax para conocer bodegas y entidades culturales.

 

sin-titulo

 

AVLA VINICOLASin título                                                    

    XXe, curs superior de coneiximent vitivinícola  TASTAVINS 2017, Castello

– Se cataran 110 vinos de diversos países vinícolas – 95 Horas lectivas de teoría y cata-  Confección por los alumnos de 60 fichas ampelográficas de variedades-  24 horas de prácticas en viña, bodega y laboratorio -Se entregara un pendrive para grabar todos los pp +  un buen carpesano para encuadernar  el completo manual con todos los textos del curso, que damos + 14 DVD, con los siguientes temas; El Cava, Rioja y sus vinos, Vinhos do Douro e do Porto, El Mon del Vi, Temps de verema, Los vinos de Francia, Silvicultura y Tonelería, Elaboración y Crianza del vino, Los vinos de Montilla-Moriles, Los vinos de California, Iniciación a la cata, La Ribera del Duero, Manufactura del corcho, Conservación y servicio del vino.- Se entregara a cada alumno al final del curso, una orla, el TITULO de TASTAVINS y un tastavins de cuello.

Joan C. Martín, enólogo, Master Tastavins y escritor.                     

 Tel 696 351 407       Blog: abstractavinicola.wordpress.com

Mail : aulavinicola@hotmail.com

                                         

 AVLA VINICOLA 1983-2017

Sin título

                                                

A V L A         V I N I C O L A                                            pagina 2

XXe.  CURS SUPERIOR DE CONEIXIMENT    VITIVINICOLA

INICI  8-5-2017    FINALITZACIÓ 5-2–2018 -TASTAVINS 2017-2018 Castelló

                                           FULL  d´ INSCRIPCIÓ

nom:                                   cog-nm:                                          nif:

direcció:                                         Localidad + c.p.

tel:                          móbil:                       mail:

professió:                                        estudis:

preu : 1.560€.  pagament a la inscripció: 5% de descompte por pagament al  comtat.

altres descomtes:

Descompte ESPECIAL per A.E.C.  …5%

TOTS     ELS DESCOMPTES SON ACUMULABLES

El curs descansa e  Juliol, Agost, i ponts  de octubre y desembre.

mail:   aulavinicola@hotmail.com     tel 96 374 82 50  – 696 351 407

Joan C. Martin . Director de Aula Vinícola.

 

 

 

 

 

 

sin-titulo

                                   AVLA VINICOLA  1983-2017

              INICIO  4-3-2017 FINALIZACION · 5 -2 -2018 -TASTAVINS 2017 València

Se ha abierto la inscripción para la realización de una nueva promoción  -que sería ya la XIXª-  del Curs Superior de coneixement Vitivinicolamaster Tastavins, como es más conocido.  De las 33 clases del curso hay  5 clases de prácticas de viticultura, poda, territorio y  ampelografía en campo y 3 clases teóricas, técnica-prácticas en  bodegas. Salidas para clase de campo y bodega a; Novelda, Villena, Moixent, La Sella, San Antonio de Requena, Sax, La Torre de Utiel y Capçanes (DO Montsant). Ente los alumnos de la XIXª  promoción se elegirá   un secretario que firmara los diplomas  junto con el director una vez acabado el curso. Avla Vinícola obsequia una caja de vino al secretario por esta colaboración para con la promoción. También  deberá haber un fotógrafo de la promoción entre los alumnos que recibirá como obsequio una caja de vinos.

SI DESEAS REALIZAR ESTE MAGNIFICO CURSO  ENVIA UN MAIL A aulavinicola@hotmial.com

El master Tastavins es un curso de alto valor formativo y relacional,  gracias a nuestro plan de estudios, al material pedagógico. Experiencia (20 años haciendolo y  a la organización del cuadro de profesores que podemos hacer el master Tastavins .  Se han hecho con gran éxito, además de València en la Marina y en la D.O. Alicante.  En casi todas las clases se catan vinos, hay programados 110 de; Francia, Alemania, España, Italia, Portugal, California, Chile, Israel, Líbano, Georgia, Anatolia y Creta, pero siempre acabamos catando 160 o más. El coste por alumno es* 1.560€  al que se le pueden aplicar los descuentos mencionados, pago a la inscripción el 5%

Al finalizar el curso Avla Vinícola organiza una gran fiesta fin de curso para la entrega de diplomas.  A ella asisten los profesores, premiados galardonados por los premios que otorga Avla Vinícola, entidades colaboradoras y Tastavins ya egresados de otras promociones. Los jurados de los premios son escogidos entre las promociones del Tastavins (de la XVIII, dos). Así mismo, realizamos un gran evento, la gran fiesta de entrega de premios de Avla Vinícola  (Premio a la buena comunicación y premios Digno del Vino (5 categorías: personal, corporativa -institucional, comunicación, colectiva y producto).

A los alumnos además del extraordinario material pedagógico que se les entrega; 1 pen drive para cargar los ppw, un cinta colgante para el pendrive (ambos personalizados), 1 libreta de apuntes, y  1  carpeta identificada para archivar los documentos y apuntes, y  10 dvd,s con materia  y temas diversos. La plazas son limitadas, se reservan por riguroso orden de inscripción.

El curso se realiza en el Ámbito  Cultural de El Corte Ingles de la Avda de Francia en València, los sabados de 10 a 13h. Aunque  hay clases teóricas  también en Sagunt.

sin-titulo

Cordialment.

Joan C. Martin.  Director

affiche-master-tastavins

Creo que fue en Otello, donde Sakespeare sentencio su frase sobre esta bella y dividida isla “Bienvenidos a Chipre cabras y micos”, Alicante en la otra punta del Mediterráneo, bien se merece este siguiente  slogan, Alicante  arroces y vinos” . Dos productos gastronómicos de calidad asociads a esta bella tierra. Creo que debe ser equivalente la satisfacción -después de haber comido uno de sus muchos arroces- la combinación de felicidad con la sorpresa cuando se dan cuenta que allí se hacen los mejores arroces. Sobre todo si se viene de una zona arrocera, con el arrozal más importante del Mediterráneo occidental a su vera (València). Pero así son las cosas Alicante y su restauración es especialista en esto, y desde Raspay en el mimo borde fronterizo con Murcia hasta el Campello y desde Guardamar hasta Novelda un plato distinto de arroz cada día del año, es ofertado en su cartas cocinado y disfrutado. Y entre estos restauradores; Casa Elias, Casa Paco, Casa Ricardo, La Noyora, Monastrell, Nou Manolin, Casa Sicilia, Aldebaran, Mestral, Darsena, y otros más, se cocinan arroces  que siempre se recuerdan y esta conclusión será me imagino de aceptación general.

Muchos se peguntan como es esto posible si no hay   arrozales. La pregunta no es baladi, pues el que la hace espera que exista una relación  entre la producción y la cocina, entre el campo y la mesa . Y ciertamente es así, las gastronomía se basa en estas relaciones a través del arte del cocinero de sus prácticas  culturales y su técnica. Se entiende mejor si se conoce  el significado francés de arts et metiers que desde sus escuelas profesionales se enseña a los que quieren ser chef u obradores de esta cultura donde la memoria transmitida para el oficio es la clef de voute de la cultura del cocinero.  Así podemos entender que los cocineros alicantinos sean los mejores oficiantes del arroz, conocen el producto, conocen sus mixturas, y le han llegado  los ecos del pasado cuando l’horta d’Alacant  era productora de arroz  y este considerado un producto de lujo como señalo el historiador anglosajón   James Casey en su obra  “El Reino de Valencia en el siglo XVII”  época en la que era importado con fervor por los países del norte de Europa. Y con la memoria mantenida  han preservado un secreto que es capital a la hora de hacer  un arroz, la cultura el fuego. A arroz no se le puede meter prisa ni hacer en grills, ni rematar en el microondas,  el arroz necesita tiempo y es el fuego quien lo marca. El cocinero como oficiante de este rito dirige y mantiene pero no transgrede esta ley sagrada.

a-a-banda-1-4-montado

La ciudad de Alicante se halla en una comarca costera al redero de la bahía de su nombre entre el cap d’Hortes y de Sant Joan se trata de una llanura litoral de clima mediterráneo de forma que como diría Silvio Italico es la primavera eterna. L’horta d’Alacant se asienta sobre una edafología de acumulación de margas calizas y arneas marinas tal como ha descrito en su magnífica obra “Riegos y cultivos de la huerta de Alicante de Antonio López Gómez” que consideramos como capital para el conocimiento de esta tierra  su cultura, su historia y sus producciones. L’horta d’Alacant se extendía por el NE de la ciudad sobre el llano diluvial costero con una extensión de 3.700 ha que en algún momento de su historia llego a tener 3.900 has. siendo hoy mucho menor su existencia, reducida a pequeños enclaves. Su relieve se halla determinado por elemento típicos de la costa peninsular mediterránea en su mediodía Sierras mesozoicas  y terrazas de plegamiento alpino y llanuras litorales  cuaternarias  periodo durante el cual  se depositaron  arenas marinas  produciendo un alzamiento  de la costa que origina estas típicas playas  como la de la Albufereta d’Alacant  al NE de la ciudad. Su orografía es pues una baja llanura litoral levemente inclinada hacia el mar. La clave medioambiental para su producción agraria, siendo su suelo fértil y el clima mediterraneo es el agua. La huerta aparte sus pozos naturales como Caputxins y Fontcalent tiene en su rio el Montnegre su principal recurso hídrico, pero no el único. La huerta  tiene una ordenación del territorio de origen romano, como en otros lugares donde esta civilización dejo su huella y tal como enseña el profesor de la Unversidad d’Alacant en su magnífica clase “Tenencia i sistema de transmisió dels viticultors del País Valencià” del master Tastavins de Avla Vinicola la centuriación, el cardus maximus y el documanuslas vilae rusticae  de las que hoy aún perviven algunas y que Didoro Siculo contara como podemos ver en las partidas de Fabraquer y Condomina (cuya etimología ya lo dice todo “condominium”). Pero es con la reconquista cristiana del siglo XIII con la que l’horta d’Alacant adquiere su fisonomía que le daría las riquezas y la fama en la historia como productora de grandes vinos, arroces, almendras, miel y uvas tanto frescas como en pasas. Los cristianos cambiaban la fisonomía de los cultivos de los musulmanes pues su alimentación era diferente, buscando   no solo  una producción relacionada con el propio comer  sino como la comercialización  y tal como ha señalado tantos autores Hinojosa Montavo, parisi  Romero. Enrc Guinot y Ferran Esquilache).

Y los productos estancables preferidos para ellos además de autoconsumo alimenticio, fueron los cereales (trigo, arroz) el aceite y el vino, y por eso la huerta periurbana islámica de  Alicante se extendió   hacia las primeros escalones de la sierras prelitorales y con ella sus acequias  que pasaron de 6   de la época islámica  a   22 de la cristianización.

Sin título

Planos de la huerta de Alicante del libro

Riegos y cultivos de la huerta de Alicante de A. Gómez López

 

El viajero Hyeronimus Munzer dejo escrito en su crónica “Viaje por España y  Portugal” cuando visito Alicante en 1494, “de la villa de Alicante se saca un gran cantidad de vino muy exquisito para Inglaterra y Alemania que carecen de él . Igualmente naves enteras con uvas pasa secadas y muy bien preparadas por los sarracenos se esparcen por toda Europa hasta Inglaterra, Francia, Alemania,  Italia etc. También  higos, arroz y miel dulcísima…”

“Se crian  también en las regiones marítimas hacia el oriente una gran cantidad de vino blanco, pero más todavía  del tinto llamado Alicante que se envía a Inglaterra, Escocia, Flandes y otros lugares de Europa.. aquel día había allí 26 naves  de Vizcaya de Flandes etc.  que cargan vinos y otras cosas… en este lugar se producen igualmente gran cantidad de almendras y de arroz.

bod

La crónica  de Martí de Viciana  (sXV) el Dean Bendicho (sXVI) y Castello y Cavanilles (sXVIII)  hablan de  l’horta d’Alacant  en pleno explendor . Con la red de riego, las acequias,  les boqueres y rierols , y el pantano de Tibi como regulador de esa riqueza. Y la de Francesc Carreras  “Diccionario geográfico del Reino de Valencia”  principios del s XX es demostradora de la constancia histórica de toda esta riqueza hasta que el turismo produjo la expansión urbanística que sustituyo a la huerta.

 Sin título2

Hoy es difícil imaginar todo ese paisaje tan ordenado y hermosa y como Alicante era una potencia agraria y comercial pero es la historia y no tan lejana. La extensión del viñedo con mas de1.000 has de la huerta le convirtió en el cultivo mas improatnet pero icen las crónica los productos gastronómicos de lujo  fueron también dadores de riquezas y prestigio.

Siempre se ha dicho que Alicante es una buena plaza gastronómica, que la gente sabe comer y beber. Los comerciales y las bodegas lo saben es mejor plaza que otras mas grandes,  pero como decían los divulgadores de la gastronomie posteriores a la revolución francesa “quien sabe producir sabe comer” . En esa memoria culinaria agraria la cocción del arroz su mixtura con diferentes elementos del mar y la tierra; agrarios o silvícolas, y el feugo los cocineros alicantinos lo dominan como nadie, sus fondos y calderos bien lo muestran.

De esta cultura  culinaria el Restaurant Darsena que en 2016 cumple 55 años, es un templo, y debemos volver nuestras miradas a los templos pues de ellos sale el alma mater de nuestro pensamiento. Y en 2016 el Darsena recibió un prestigioso reconocimiento la II edición del premi  dela DO Arros de València.

antao-agusta%c2%adn-parez-gerente

En 1961 Antonio Pérez Molina “Perete” que conica  tan bien el arte culinario  como la cultura gastronómica del país, creo el Darsena. Hasta 1997 estuvo en el muelle principal de la explanada alicantina. De el son esos platos que además de felicidad enseñaban cultura culinaria, eso entretenimiento alicantino esos salazones y esos arroces de los que el Darsena se convirtió en un apóstol. Con la reforma del puerto de Alicante  se creo una marina gastronómica   de la que el Darsena es un faro.  Desde sus atesorados salones se divisa la bahía de Alicante un añadido placentero mas a los del buen comer y buen beber que ofrece el darsena

El Darsena es un restaurante en el sentido clásico de la expresión su excelencia se basa en buenas materias, los mejores productos un oficio culinario de probado valor. Su arte arrocero  se desarrolla con la técnica los medios y las practicas    culturales de sus cocineros que hacen grande la buena mesa. Su bodega es amplia diversa culta, hay grandes vinos, zonas famosas pero también singularidades y obras de arte  de pequeñas bodegas tanto de la cercanía  como de horizontes lejanos. La carta de vinos es pues una información bien estructurada con uan selección de caldos de calidad diversa y a buen precio.

untitled

Su personal es profesional,  atento, servicial son de la casa y creen en ella, y en lo que hacen ¡son del Darsena! Es un restaurante que puede ofrecer un arroz distinto cada día, y los vinos que le acompañe, que mejor casen con el palto. Y para arroces el tinto de monastrell alicantino en sus diversos tipos es inigualable, sus intensos antocianos,  su poderosos y  melosos  taninos y su buena graduación. Su personal esta excelentemente   formado, el patrón del restaurant Antonio Perez Planells  como antaño su padre siempre cuidaron est. Su Maitre y Sumiller no solamente son sommeliers titulados  por el CdT alicantino, sino también masters Tastavins del Avla Vinicola de Valencia. Alicante arroces y vinos, el Darsena bien vale una mesa.

jose-antao-luengo-jefe-de-cocina        jose-rivera-maitre-y-sumiller

Restaurante Darsena

Marina Deportiva- Muelle de Levante

03001 Alicante

Tels 96 520 75 89 – 96 520 73 99

Mail: restuarante@darsena.com

Web: www.darsena.com

 

Ich hatt einen Kameraden

Álvaro Faubel (Mislata 1952-Valencia 2016) falleció de una breve y dura enfermedad el 30 de marzo poco después de cumplir 64 años. Álvaro era una persona excelente, un empresario vinícola ejemplar y un ciudadano decente. Pero sobre todo era mi amigo. Álvaro fue un buen camarada, entre todos el mejor. Coincidencias, afinidades visiones compartidas sobre lo que nos importaba y amábamos; el vino, su cultura, nuestro territorio vitícola, el cava: sus cavas, el cava de requena. Siempre juntos marchábamos defendiendo las practicas decentes y cívicas del negocio del vino, su rigor y su ética. La lucha por defender a las DO Utiel-Requena y Alicante contra su absorción manu militari. Luchamos juntos en un campo -el del amor a nuestro país- donde veíamos más allá del horizonte, un sector del vino del País Valenciano tal como se merece por sus calidades, cultura, historia y fisiocracia. Pero sonó la descarga de la vida y ante nosotros yace nuestro apreciado Álvaro Faubel a quien tantos, y cada día más echaremos de menos.

Álvaro Faubel ha sido vinatero en los últimos 28 años de su vida y anteriormente empresario además de Ingeniero Industrial. Entro en el sector vinícola valenciano en Torre Oria la empresa que creo el cava en Requena, como parte de su accionariado a través de Natra la empresa de extracción de cacao fundada por su familia. Allí se juramentó con el vino y su cultura. Después del conflicto que significo la diáspora de los fundadores de Torreo Oria, se inicio el despegue de los cavas de Requena con la creación de bodegas tan prestigiosas como Pago de Tharssys y su Dominio de la Vega, un aspecto estructuralista muy propio del pensamiento de Álvaro se hizo realidad. Dominio de la Vega es ha sido una cava de importancia histórica en el vino de la C.V.  en el cava y por supuesto en el Cava de Requena. De mi amigo puedo decir esto, siempre me trato con consideración y afecto, de forma empática y simpática, era un ser generoso y hospitalario, virtudes importantes. Pero en realidad no era así por mí, solo o especialmente conmigo, era así con todos, pues esa era su condición humana, él era así.

Álvaro Alberto Faubel Frauendorff nació en Mislata hace 64 años pues allí tenia casa, fabrica y la central de Natra, la empresa fundada por su padre,  Juan Ricardo Ferrándiz de Guzmán y Arturo Benlloch de Arévalo coincidiendo también en una fábrica de chocolate de Torrent. Faubel padre, era Licenciado en Químicas y miembro del Ilustre colegio de Químicos de Valencia y Ferrándiz conde de Albaida,  era una época de capitanes y reyes en este caso valencianos,  especie hoy casi desaparecida. Como tenían plantaciones de cacao en Guinea Ecuatorial, Faubel Talayero contrajo matrimonio con la sra. Frauendorff de origen germánico aunque nacida en Guinea.  Álvaro vino pues al mundo en Mislata,  la home office de una gran empresa valenciana cuyos clientes Nestle, Cadbury eran las potencias alimentarias del mundo. Estudio Ingeniería Industrial en la rama de químicas en la politécnica de Zúrich conocida universidad de la ingeniería civil situada en uno de las colinas de esta ciudad donde se establecieron los castro romanos,  él se consideró siempre un ingeniero químico . También Suiza fue muy importante para la confección de sus pensamientos de compromiso civil y de negocios, pues estudio en Sankt Gallen, la conocida escuela de negocios calvinista, fue su alma mater, que origino muchas de las actitudes y compromisos desarrollados  a lo largo de su vida y que le ayudaron   cuando la vida le puso a prueba. La primera llego con 26 años cundo su padre falleció  en 1980. Joven y con decenas de empleados y hermanos menores tuvo que hacer de tripas corazón y sacar la empresa adelante llegando a convertirla en una multinacional después  de su salida  a bolsa. En aquel viaje por el circuito principal de la vida supero con éxito salvando su empresa y a su gente, esta primera prueba cambiatica, no sería la única.

En 1988 Natra entro en el accionariado de Torreo Oria, la empresa fundadora del Cava valenciano en Requena 6 años atrás.  Torre Oria se había desfondado luchando por preservar su derecho a elaborar cava que el Ministerio de Agricultura quería quitarles, finalmente triunfo la razón y el derecho, pero Torre Oria necesito de la  entrada de accionistas  y de capital.  Los padres fundadores del cava en Requena: Vicente, Emilio, Fermín, German, Enrique y Ernesto habían luchado como quijotes contra los molinos de la injusticia y necesitaron   fuerzas mayores para vencer. Así fue, y con Natra y Álvaro   llego el abogado Fernando Medina que consiguió  un triunfo histórico en el Tribunal Supremo,  sentenciando contra del Ministerio de Agricultura restituyendo el derecho de Torre Oria a hacer cava que aquella ley infausta de 1986  había  cercenado. Pocos años después, nuevos e importantes accionistas de Natra llegados después de su salida a bolsa intentaron arrinconar al antiguo accionariado se produjo una disputa que se halla registrada en las hemerotecas de las cuales justamente ganaron los antiguos socios, gracias entre otras cosas a que Álvaro demostrando su ética y compromiso social se alineo con los padres fundadores. Estos recibieron el valor de su propiedad y se inició, una diáspora que produjo nuevas y buenas cavas  y como se suele decir “et toute le reste est literature”. Sí, pero de la épica ya que Álvaro Faubel demostró una actitud propia de los héroes y los justos. En 2001 Álvaro, Fermín, Emilio, Enrique y Fernando formaron una cava, Dominio de la Vega que en sus 16 años  se ha convertido en una bodega de  referencia, una cava elaboradora  de exquisitos espumosos y  de arraigo social por su compromiso vitícola.

Creo que Dominio de la Vega es la gran obra en la vida de Álvaro. Es naturalmente un trabajo en equipo, no suele triunfarse  de este modo,  si lo hecho no está cocido en el crisol de la germania.  Álvaro aporto su sentido empresarial estructural muy propio de un ingeniero que además estudio en Suiza, de él se ha escrito en un libro sobre los ingenieros industriales y la enología, que  “Álvaro Faubel enginyer industrial per l’école polythecnique  de Zúrich especialitat de química, és vinater i director gerent i propietari amb uns socis mes, del prestigiós celler  Dominio de la Vega de San Antonio de Requena aquest celler  que pertany a la DO Utiel-Requena i a la DO Cava elabora exquisits vins tranquils però, sobre tot caves que han assolit gran prestigi per la seua qualitat i respecte a la cultura i  el mètode cavista, es un bon exemple del valors del enginyers que conte aquest llibre,  es empresari i a la vegada professional i la seua metodología científica  i tècnica es veu a l’empàtica relació  que el cava de Requena ha construït la consideració  dels mercats”.

010 Reserva Especial

Así es, Dominio de la Vega es una magnifica cava bien organizada, profesional con cavas de altísima calidad como lo demuestra la nueva generación de cavas que se presentaron en el IVAM hace unos meses. Y como lo han demostrado  desde su primeras elaboraciones hace ahora 15 años sus bruts natures reservas. Dominio de la Vega,  ha desarrollado una cultura  procesal para elaborar vintages y millesimes de primerísimo  nivel. Cosa reservada a muy pocas bodegas cavistas,  ya que se necesita planificar desde la viña hasta el producto final con años de antelación. Y esto ha quedo bien demostrado en la nueva generación de los cavas  Dominio de la Vega. Álvaro ha  sido líder en esto del método  procesal en el interior del equipo, pero sin Emilio su alter ego, sin Daniel el enólogo hacedor que Alvaro tanto aprecio,   sin su Abel de confianza con el que pasaba horas, días  semanas enteras en el management  administrativo y el resto de su gente no hubiesen conseguido lo alcanzado. En pocas cosas se ve más este prestigio que en la selección  que el Consejo Superior de Investigaciones Científicas  y Miguel Torres el enólogo-vinatero catalán   director   del proyecto Zenit-Demeter hicieron para la investigación  de la relación del impacto ecológico  y la industria  vinícola. En cada región se escogió   una bodega y en la de la C.V.  la visión  científica y técnica del ingeniero suizo en una cava de Requena, fue para Dominio de la Vega  el mérito  reconocido.

Álvaro era una persona vitalista, culta, amante de la cultura, inquieto intelectual y ansioso de la humana relación,  como recordaran todos los visitantes de su Dominio de la Vega cuando él los atendía. Explico, como gerente de Dominio de la Vega la candidatura de su bodega  en la IIª edición del premio  a la Bona Comunicacio/Good Comunication/ Buena comunicación  de Aula Vinícola en 2011. Lo ganaron con brillantez ex-aequo con Segura Viudas, pues la buena comunicación  es una virtud de Dominio de la Vega y de Álvaro  Faubel.  El no fue  un “Gatopardo” (un caballero, un hombre de otra época viviendo en la actual) pero,  si había algo en él,  de los leones y los gatopardos que dijera el príncipe Salinas, y de los antiguos cavallers fundadores del Regne de Valencia, fue simplemente un ciudadano que había tomado conciencia de su condición, gracias su cosmovisión, y su experiencia, tanto vital como formativa a la que nunca renuncio pues esta fue permanente. Su último  master fue el de Tastavins de Avla Vinícola, se titulo despues de un año de estudio,   el pasado 29 de febrero 2016,   (para mucha honra de esta escuela decana). Pero, sí había algo en el de condicionante histórico  y si hubiese que buscar un paralelismo, sería el de un ilustrado de finales del XVIII, y en caso de que fuese francés un ilustrado amante tanto de la ciencia (Álvaro era también un científico) como de las humanidades, un girondino (que como dijera Lamartine en su Histoire des Girondins) eran todos aquellos que no eran jacobinos, y Álvaro jamás   fue un jacobino, su espíritu rebelde, su amor por las civilizaciones antiguas, por la herencia clásica,  le daban un punto de insumisión al pensamiento único,  que lo hacía  imposible. Un Conde Buffon  de l’horta haciendo cavas en Requena, esa es una buena definición. Era un buen polemista, un gran refutador, y casi siempre quería tener razón (defecto que no padecemos nadie, je,je) pero igualmente se documentaba en sus razonamientos  y como buen alemán era organizadísimo   en estas vesanias. Pero, igualmente era poseedor de una gran nobleza y generosidad, y si encontraba  en los razonamiento e ideas de otros que se oponían a sus más fuertes creencias, un punto de ecuanimidad y de justicia en los pensamientos contrarios, los aceptaba con el agradecimiento que se le enriqueciera  su punto de vista, poseía  esa virtud arete de los antiguos atenienses y jonios, su amor por la belleza, el arte, el intercambio de ideas y el derecho de los ciudadanos, era así mismo un librepensador. Quizá sus tozudeces tuviesen más un origen atávico  racial,  que de su experiencia vital y formativa, al fin y al cabo Berwin y Helga viven demasiado en el ethos y en el etnos  germánico, más de lo que la gran humanidad de Álvaro Faubel y la história  europea del siglo XX   recomendarían. Como alumno del Master Tastavins de Avla Vinícola (XIVª promoción  Valencia 2015) fue excelente, positivista y agradecido (como buen hedonista que era), “chapeau”  decía cuando acababa una clase  a los profesores y al Avla por la lección recibida. Fue el fotógrafo oficial de la promoción    y nos ha dejado una gran colección de fotos excelentes (era un gran fotógrafo) para la historia y la memoria del Avla Vinícola y del sector del vino.

DSC_2957

Álvaro Faubel, primero por la izquierda, en la clase del Profesor John Maher

 

Además su trabajo de fin de curso hecho conjuntamente con otros dos alumnos de la XIVª promoción;  José Barrachina  (vinoteca Divino) y José Catalán (comercial de Freixenet en Valencia) mereció  un 9 del director del curso y será publicado junto con otros trabajos de fin de curso del Mater Tastavins, en el primer aniversario de su fallecimiento (marzo 2017). Fue un estudio sobre “la Shyra sus orígenes  y mitos”, un espléndido  trabajo académico que el entrego como siempre con gran aspecto formal. Deja un gran hueco Álvaro Faubel entre su familia, sus amigos, compañeros, socios y en el sector, como han dicho muchos Tastavins y profesores cuando les informe que se nos había  muerto nuestro camarada, “le echaremos mucho  de menos” así será, y que así se escriba, pues gentes del temple de Álvaro Faubel que poquitos hay.  Aufidersen  kamerad.

IMG-20160331-WA0000 (1)

Joan C. Martín

Enólogo y escritor

Director del Avla Vinícola y del Master Tastavins

EL TARN,  Les vins del Coq

Blason_ville_fr_Gaillac_(Tarn).svg

EL Tarn, Le Tarn es un rio capital en la viticultura y territorio. Y etimológicamente  el origen del apellido toponímico Tarín, según el catedrático de instituto de enseñanza media Raimundo Tarín de Cheste, población vitícola que llego tener D.O. vinícola  propia (la D.O. Cheste)  entre 1932 y 1978, y de la que fue alcalde en los años 80-90 del siglo pasado. Según él, pobladores del Tarn tomaron este topónimo  como apellido y en la reconquista catalano-occitana-aragonesa se desplazaron por los nuevos reinos. Quizá sea así, Joan Gi i Tarin fue caballero y auditor del ejercito de Jaume I participando en la conquista de Valencia en 1238. Es un linaje procedente del reino de Aragón  que limitaba con el país occitano, bella región al S. del macizo central francés con cultura ancestral  propia y de fama literaria gracias a sus poetas, escritores y bardos (trovadores).

tarn 001

escudo nobiliario de los Tarin valencianos

El poeta occitano Auger Galhard celebraba en el siglo XVI (alias Lou rooudie de Rabastens)  los vinos petillants de Gaillac hechos con el método  ancestral. Quizá no le falte razón  a Raimundo Tarín,  Cabanes es un pueblo de la comarca de la Plana (País Valencià), pero también  Cabanès es una población  y comuna francesa del Departamento del Tarn en el distrito de Castres. En el Tarn destacan entre sus buenos viñedos los de Gaillac (Galhac en occitano).

Blason_département_fr_Tarn.svg

Escudo del departamento administrativo francés del Tarn

El Tarn nace en  el monte  Losera del macizo del Cevenes situado al occidente meridional del Languedoc,  el Tarn es un afluente de la Garona de 381 km. de curso, que atraviesa valles y gargantas de los limites meridionales del macizo francés. Su recorrido esta llenos de hitos geográficos  y arquitectónicos  entre los que destaca la rocosa abadía   de St Michel sobre el  mismo rio. Y el viaducto de Millau  de 343 m. de altura sostenido en el cielo como por encanto y construido en el valle más profundo de Francia por el ingeniero Michel Virlogeux  y el arquitecto Norman Foster conformando un equipo de, hasta 5 grupos de arquitectos.  Después de incorporársele el Albi que viene del NE. conforma una de las zonas vinícolas más clásicas  de Europa, Gaillac que en la edad media fue vino muy bebido en Inglaterra y otros reinos.

carte-du-vignoble-de-gaillac-210x210

Esta zona vinícola esta entre el Macizo central y los Pirineos, y el Atlántico y el Mediterráneo, crea una zona enclaustrada que modera los efectos de las condiciones climáticas  creadas por estos 4 contundentes  elementos geográficos.  El Tarn es el que finalmente  conforma  las  A.O.C.  Gaillac uno de los vinos mas interesantes de Europa, por su singularidad y relación vino-variedades autóctonas. La blanca Mauzac, la Loin de Oeil (del occitano “lejos del Ojo” ya que sus sarmientos son muy largos), y la Fer Servadou (que traducido del occitano dice; la que es fuerte, de hierro, que dura siempre, que es enteriza, de confianza, firme), la Duras y la Prunelart  principalmente. La A.O.C. Gaillac tiene 3.000 has. y produce casi 20 millones de botellas.

Carte Sud Ouest 12 IGP SISQA v2

Carte Sud Ouest 12 IGP SISQA v2

Su orografía es diversa, cotes, plateas, terrazas, bastidas dan un atractivo edénico a este pays. Se comprende pues el atractivo turístico, grandes vinos, buena gastronomía  y un paisaje precioso hacen de destino preferente al Gaillac. Con esta orografía   sucesiva de territorio alterno y un cepage diverso –que como todo viñedo ancestral como es el Gaillac- tiene una rica palléta de vinos, tan rica que crea afición. Los coteaux son calcareos  destinadas al cultivo tradicional de las viniferas blancas Mauzac, Ondonec,  Loin de Oeil    los suelos de grava de las plateas y las terrazas son preferidas para las variedades  tintas. Estas son singulares y  autóctonas: Duras, Fer Servadou, Prunelart, además de Syrah, Gamay y otras.

  OLYMPUS DIGITAL CAMERA           duras-152x200         Loin-de-loeil-152x200                                mauzac-roux-152x200   ondenc-152x200

Variedades de izquierda a derecha y de arriba a bajo;

Prunelart (t), Duras (t), Loin d’oeil (b)-arriba-

Mauzac (b), Ondenc (b). -abajo-

La producción esta segmentada (prueba de la brillante ordenación  de territorial francesa en AOC por tipo de vino, así la proyección identitaria del vino del país está asegurada y hace posible la fidelización y posicionamiento de sus vinos en los mercados

La AOC Blanc Sec et Premier Côtes de Gaillac,  produce casi 4,0000 de bot.  Haciendo blancos de intenso afrutado (a peras y manzana)  aromas a flores blancas, sutiles y gustos a peras.

La AOC Blanc sec Perle que produce 1,5 millones de botellas cuyo carbónico procedente de la segunda fermentación  da ese perlado que el caracteriza. Su embotellado es instantáneo  con la parada fermentativa. Y da un  vino petillant, fresco, gustoso.

La AOC Doux et Vendages tardives produce 1,000.000 de bot.  De vinos dulces generosos vinificados    con respeto al proceso y al tiempo,  a bajas temperaturas y de racimos sobre madurados en la cepa.

La AOC Gaillac rose produce 2,500.000 de excelentes frescos,  francos y finos rosados de buena estructura y gran equilibrio  entre la acidez y al materia reductora. Se hacen mayoritariamente de prensado pero también de sangrado son ligeros, minerales y de buen gusto

La AOC Premier rouge y blanc que se elabora  con  la técnica de maceración carbónica y tiene método de elaboración  registrado, produce 830.000 bot. La mayoria premier rouge que se pueden consumir con disfrute y deleite por su naturaleza franca y pura a finales de noviembre poco después  de su cosecha.

La AOC Gaillac Rouge produce de 10 millones de bot. por año de promedio. Son  de tanino redondo bien estructurados de boca minerales francos y frutosos. Son de buen guardar pues el concepto de vins de garde está bien parejo a los tintos  de la bastidas de  Gaillac.

Este país tiene una viticultura ancestral, plantada ya por los romanos que heredaban la viticultura traída  por la orientalización    de los pueblos del occidente de Europa, se desarrolla en la edad media fuertemente. Gracias al rio sus vinos llegaban a Burdeos y de allí a Inglaterra y otros países marítimos. Así en el  1241, con el edicto de ”le Privilegi des vins de Burdeos” prohibió  la comercialización  en Burdeos de los vinos de Haut Pays (en el que incluían prácticamente todos los vinos del su oeste: la Dordoña, Gaillac, Cahors el Bergerac; Le port de Bourdeaux dictat sa loi aux vins du Haut Pays  ces derniers devaint  attendre qe toute le récolte borelaise  soi vndue de pouvoir remonter le Garonne et embarques  eux mêmes sur les navires des achaters estrangers”.  Este proteccionismo muy extendido en la edad media por casi todas las zonas vinícolas europeas,  promovía  la venta de los vinos  propios de la zona y después  los que llegasen de las comarcas y condados vecinos.

Gaillac en esa época era una zona vinícola fuerte e importante hacedora de grandes vinos, la creación de la abadía Benedictina de St. Michel de Gaillac.  Creada por el conde Raymond I de Tolosa esta abadía  se dedicó a una gran replantación  de viñedos en su entorno, extendiéndose  por todo el país, y su villano reconocían al gran abad como señor del  feudo.

Durante la edad media sus vinos tuvieron gran predicamento al estar bien estructurados y la buenas condiciones de envió  a los países del canal; Normandía, Inglaterra, Bretaña y desde allí a los países “barbaros” de Escocia  y Germania. Por el Tarn  llegaban al Dordoña y a través de su gran curso  al puerto de Burdeos.   No es extraño que los aquitano establecieran la prohibición  de vender vinos del “haute pays” privilegiando la comercialización  de los propios.  Entre  sus grandes aficionados  a este vino fue el Rey de Inglaterra y gran duque de Aquitania Juan, llamado sin tierra, ultimo hijo de Leonor de Aquitania y reina de Inglaterra la viuda de Enrique II el Plantagenet. La dinastía  angevino-normanda desde el primer momento que puso su ojos en la bella Aquitania se enamoró de su vino y de los de más allá, además de quedar prendado de la gran belleza y sílfide figura -según cuentan los trovadores d’Oc de la hermosa Leonor. Su hijo Juan bebía  vino de todo el Tarn desde la abadía   de St. Michel hasta de la bella abadía  del Cluny de Moissac  cuyo claustro románico  es de las grandes bellezas de Francia y eso que esta la tiene  a cada paso. Entre 1206 y 1207 Juan I de Inglaterra y II de Aquitania compro grandes  cantidades de vino de la abadía  de Moissac que con sus largos viñedos  producía  blancos finos y dulces pero con vigor, y tintos bien robustos y perfumados como el carácter  del país. Así siendo Gaillac un centro exportador de sus vinos a Bordeuax y  así  mismo re exportador  de otros ribereños de Tarn, tampoco es de extrañar que Raimundo III de Tolosa establecería  su vez unos privilegios proteccionistas al igual que otros de la edad media  para limitar la entrada de vinos forasteros en su zona y  su embarque fluvial. Gaillac es un país de pequeños vignerons, su estructura es ancestral de gente arraigada a la tierra, a sus viñas  a su gastronomía casera, tradicional,  típica y sabrosa. Se ve también en la propiedad de la tierra además de loa asociados en la cooperativa   hay unos 120 viticultores  individuales, asociados muchos de ellos  en les vignerons independants.  Esta estructura es herencia de la expansión  vitícola  del siglo X y  XI de la abadía  de la abadía  de St Michel. Hoy la cooperativa de Gaillac se halla situada en la antigua abadía  de más de 1.100 años de antigüedad, justicia histórica  se llama eso. En el siglo XVII sus vinos eran conocido e identificados como les vins del coq, ya que su toneles iban marcados por un gallo, origen y símbolo de Gaillac. Con una estructura de pequeños viticultores como está la llegada de la filoxera en 1868 fue una catástrofe. Esta pandemia que destrozo la viticultura europea hizo sufrir socialmente más a las zonas donde las propiedades vitícolas eran más pequeñas y estaban más distribuidas.

phot-795_-_promenade_a_cheval

puycelsi__c_d_chauvet

tarn

_c2c6942

chapo_vignoble

Todo el país es hermoso por su orografía de suaves ondulaciones, escarpadas riberas, y pueblos colgantes, por sus ordenados bancales  de viñas, sus puentes y sus azudes. El agua  invadiendo el paisaje llenándola  con su hermosura. Y los nombres  de sus pueblos: Castelnau de Montmiral, Cordes sur Cel, Grésign, Le Bastide de Puycelsi, Rabasten, Notre Dame de Bourg, Lisle sur tarn.

Gaiilac es también un país cátaro, la herencia de aquella hermosa y humanística civilización se halla presente, en sus bastidas en la urbanización  castra de sus ciudades en su devoción  humana en su gastronomía y en sus viñas.

Sus vinos dulces blanco y sus mousseaux naturales, petillants hechos entonces ya por el método ancestrale ya que eran sus tiempos primigenios  cuando nacio el método de este tipo de elaboración  según  decía el poeta occitano citado y el gran sabio de la época el girones y ciutadà del Regne de València Francesç  d’Eiximenis que señala estos vinos -bien descritos en su proceso enológico- como vins formiguejants (hormigueantes). El Gaillac un bello país entre el Languedoc y la Aquitana, entre los Pirineos y el macizo  un marco de montañas, laderas, suaves colinas ondulantes, buena comida y excelentes vinos que nos enseña un país de dimensión  humana de eterno placer y recuerdo.

chapo_gaillacok

e46d843dcb800505d41ede1fc442d58b0c9aeee1

rabastens_nd_du_bourg_unesco_iii_cjean-louis_pieux_avec_creations